Instituto de Indología

Un espacio exclusivo para la difusión de la cultura milenaria de la India

Arte

Mansiones magníficas (Anshuman Sen)

MANSIONES MAGNÍFICAS

Anshuman Sen

 

 

La reputación de Calcuta como «la ciudad de los palacios» hizo que me decidiera a ver algunos de estos restos del pasado. Desde el momento que salgo del avión, el aire que inhalo parece tener aroma a historia, con fragancia de una era pretérita.

Comienzo mi visita en Sova Bazaar Rajbati, fundada en 1757 por Nabakrishna Deb, quien empezó como munshi (empleado) en Warren Hastings, el primer gobernador general de India (1773-1785). Es un paseo de cinco minutos desde la estación de metro Sova Bazaar y consta de dos edificios principales a cada lado de la calle.

Aloke Krishna Deb, descendiente de Nabakrishna, quien vive en un inclasificable piso de dos habitaciones, a pocas casas de distancia del lamoso palacio, comenta: «Prácticamente llegamos a gobernar Sutanuti en un momento determinado». Sutanuti, el más norteño de los tres pueblos que formaban Calcuta, es el lugar donde los ricos de Bengala tenían sus mansiones. Inicia mi visita de su palacio en la recientemente pintada thakur dalan o salón de la deidad, mantenido por la familia «sin ninguna ayuda externa». Este es el lugar donde Nabakrishna ofrecía celebraciones de Durga Puja y donde se dio una recepción pública a Swami Vivekananda tras su retorno después de pronunciar su famoso discurso en el Parlamento de las Religiones de Chicago, organizado en Estados Unidos en 1897.

La parada siguiente es Naya Bazaar Mullick Bari, que representa las típicas tendencias arquitectónicas del siglo XIX en Bengala. La fachada es de estilo clásico dórico/palladiano y neoclásico, con columnas corintias acanaladas. A diferencia de los edificios británicos de ladrillo rojo y piedra arenisca de Calcuta central, las casas bengalíes tienen mezcla de cal en las columnas y muros. Kaustabh Mullick. el propietario actual, me muestra el lugar. En un extremo del patio interno está el thakur dalan, junto al cual hay una estatua de mármol de una diosa griega. «Mi ancestro Nabdalal fue zamindar (terrateniente)», afirma Kaustabh.

A pocos pasos de Mullick Bari está la casa de Sir Jyotindra Mohan Tagore. de la familia Pathuriaghata Tagore. Construido hacia 1850, el palacio es célebre por sus paneles murales a cada lado de la entrada y los exquisitos bustos de mármol en el exterior del thakur dalan. Cerca de Thakur Bari, la casa donde nació el premio nobel Rabindranath Tagore, está la voluminosa Pathuriaghata Ghosh Rajbari. Construida por Khelat Chandra Ghosh, el patio interno con columnas y arcos de la mansión es posiblemente el más elegante de las casas del norte de Calcuta.

En el interior, una escalera de mármol con paneles de madera a cada lado lleva a un pasillo decorado con elefantes azules y blancos, originalmente usados como pies de maceteros. Lo más destacado del comedor, que una vez fuera nach ghar (salón de baile), es un candelabro de vidrio belga, En el estudio un reloj Thomasson Chronometre del abuelo, traído de Londres a Calcuta en 1819, preside el lugar de honor.

El palacio Belgachia rivaliza con el palacio de mármol Chor Bagan en opulencia y escala de construcción. En la entrada hay un busto de mármol de Alejandro Magno en un pedestal de piedra. «La escalera es una maravilla de ingeniería porque todo el tramo de escalera no tiene ningún soporte desde debajo y esas estatuas de hierro forjado sólo se pueden hallar en el palacio de Buckingham», comenta Sailen Mullick. el propietario actual de la mansión. Construida hace casi cien años, la casa dispone de 54 habitaciones, uniéndose como un enorme lago rectangular. El notorio cineasta Satyajit Ray filmó dos de sus obras maestras —Jalsaghar y Ghare Baire— en esta amplísima mansión de un acre.

El palacio de mármol es el más conocido y posiblemente el más elegante de Calcuta. Adyacente al templo Jagannath, de techo liso, construido en 1821, hay un estanque con fuentes elaboradas y una abundante población de pelícanos. De particular interés son los leones de mármol que salpican los jardines del palacio.

A corta distancia del palacio de mármol está el Jora Sanko Thakurbari, un impresionante edificio rojo que fue hogar de la familia Tagore —a la que Rabindranath pertenecía— durante casi dos siglos. El edificio donde Rabindranath pasó gran parte de su infancia se ha convertido ahora en la universidad Rabindra Bharati.  

Otro palacio de la vecindad, el Laha Bari, cerca de College Street, tiene pórticos y verandas con arcadas que forman un perfecto contraste con los exquisitos candelabros y las ventanas de vidrio de dibujos coloreados. Una relación de los palacios de Calcuta quedaría incompleta sin mencionar la Tripura House, en Ballygunge Circular Road, diseñada por el arquitecto Martin Burns. Los exteriores del edificio son minimalistas, con abundancia de motivos orientales en el interior.

El Instituto de Indología no se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores en este portal de Internet.

Copyright © 2016 Instituo de Indología. Todos los derechos reservados.